Correa es visto como el hombre del resurgir de Puerto Rico

18 marzo 2017

Los isleños han tenido un sólido desempeño en el Clásico Mundial

SAN DIEGO.- El béisbol de Puerto Rico ha llegado lejos desde que la liga invernal de la Isla del Encanto tuvo que suspender su temporada del 2007-08. Todavía falta camino por recorrer, pero el progreso ha sido enorme en los últimos años.
Los resultados a nivel internacional se han visto con un subcampeonato en el Clásico Mundial del 2013, el primer título de la Serie del Caribe en 17 años para la isla (Criollos de Caguas) conquistado el mes pasado y la formidable selección de este año que el viernes logró volver a pasar a la semifinal del Clásico, ganando el Grupo F en San Diego.
En las Grandes Ligas, jóvenes brillantes como Francisco Lindor, Carlos Correa, Javier Báez y Edwin Díaz-todos presentes en el Clásico-le han dado nueva vida a la presencia puertorriqueña en el mejor béisbol.
Para el manager de la selección boricua, Edwin Rodríguez-quien fue el primer dirigente puertorriqueño en Grandes Ligas con los Marlins al principio de la presente década-el repunte empezó en junio del 2012, cuando Correa fue elegido por los Astros con la primera selección del draft amateur desde la Puerto Rico Academy and High School. “Creo que eso fue cuando empezó todo”, dijo Rodríguez, quien dirige la selección de Puerto Rico por segunda vez consecutiva en Clásicos Mundiales. “Fue como una bola de nieve (acumulando fuerza). Primero Carlos Correa y luego fuimos subcampeones en el 2013. Y ahora tenemos a Báez, Díaz, Correa y por supuesto Lindor”.
En 1990, MLB decidió expandir el draft a Puerto Rico, algo que mucha gente señala como el principio del declive en el béisbol de la isla, debido a una cierta falta de estructura deportiva en las instituciones educativas en esos tiempos.
“No es que el draft sea bueno o malo. Es que no estábamos listos para eso”, dijo Rodríguez. “Nos tomó mucho tiempo hacer los ajustes”. CORREA, ORGULLOSO DEL EJEMPLO QUE PUSO
Afirma Correa que en su adolescencia, recibió ofertas para estudiar en escuelas en los Estados Unidos, como medida para estar mejor posicionado en el draft-algo similar a lo que fueron los casos de Lindor y Báez. Pero el oriundo de Santa Isabel prefirió seguir su desarrollo en Puerto Rico y, como dice el dicho, el resto es historia. “Yo dije que no, que lo podía hacer desde Puerto Rico y quería demostrar a los jóvenes que venían detrás de mí que sí se podía lograrlo desde Puerto Rico”, contó Correa. “Mi meta siempre fue poner el béisbol de Puerto Rico en el mapa nuevamente.
“Gracias a Dios fui un primer pick y de ahí en adelante he podido demostrar que sí se puede hacer desde la isla”.
Y por supuesto, a Correa le agrada que Rodríguez le atribuya tanta responsabilidad de lo que ha sido un renacer del béisbol boricua.
“Significa mucho para mí que él haya dicho eso, viniendo de él, un hombre de tanta experiencia y que ha visto tantos juegos de béisbol”. NUEVOS ÍDOLOS A SEGUIR
En los años 90, brillaron en Grandes Ligas nombres como Roberto Alomar (inmortal de Cooperstown), Iván Rodríguez (elegido al Salón de la Fama este año), Sandy Alomar Jr., Bernie Williams y Juan Igor González, entre otros. En 1997, hubo ocho puertorriqueños en el Juego de Estrellas. Ahora, nuevamente, existe un grupo a seguir encabezado por Correa, Lindor y Báez.
“Todos los jóvenes están viendo eso y están poniendo atención”, dijo Rodríguez. “Definitivamente, ayuda que ellos tengan ese tipo de impacto en Grandes Ligas cuando el buen atleta, con 15 o 16 años, tiene que decidir entre el béisbol, baloncesto y voleibol. Ahora ven a esos muchachos y espero que sea esa bola de nieve (acumulando fuerza).
“Y espero que ganemos el torneo del 2017, para que las cosas se pongan cada vez mejores”.

Fuente: LiderEnDeportes.com – Beisbol

Lea el artículo completo aqui: Correa es visto como el hombre del resurgir de Puerto Rico